¿Te imaginas que Cersei Lannister hubiese ido a terapia para controlar su ira?

Juego de Tronos no habría sido lo mismo. Pero en la vida real, es más útil saber pedir ayuda , que no necesitarla nunca.

Mi tratamiento se basa al 90% en Terapia Cognitivo Conductual, avalada científicamente, y el otro 10% en técnicas y recursos añadidos, como puede ser: el entrenamiento asertivo, desarrollar la creatividad, Terapia Breve o la resolución de problemas. 

Cómo te puedo ayudar

Lo primero que vamos a hacer, si te animas a trabajar conmigo, es hacer una pequeña evaluación  y marcar los  objetivos que queremos conseguir. Además, a la vez que te enseño herramientas  para solucionar las dificultades del «ahora», se van a ir tratando temas pasados  que han podido quedar sin resolver. 

Adicciones

Problemas de pareja

Inteligencia Emocional

Ansiedad

Estrés

Depresión

Habilidades sociales

Problemas de Autoestima

Duelo

Si quieres leer sobre estos temas